Cada año es un regalo.

Cumplir un año más es un regalo. Las mujeres somos muy presumidas y al llegar a cierta edad, si nos preguntan cuantos años tenemos vacilamos en la respuesta para no parecer mayores. Yo tengo que decir que hoy cumplo 39 años, sí, sí, 39, realmente no lo parece, tengo cara de niña, pero los cumplo. Estoy feliz de poder hacerlo y compartirlo con mi seres queridos y con vosotros, mis queridos lectores.

Esta mañana mi marido y mis hijos han venido a felicitarme:

– “Muma”… Felicidades !!!- me dice S el mayor de 7 años, dándome un abrazo (me llama Muma cuando le apetece, y me gusta…)

-“Mamasa”… Felicidades !!!!- me dice el pequeño M  de 4 años (también me gusta Mamasa…)

Después de felicitarme el pequeño M va corriendo a la habitación de matrimonio y me dice:

-Mami, ¿y los globos?-

-No hay globos cariño…-

-Y, ¿los regalos?- Papi ya me los dio…

-Oooohhh…-

Y este momento me ha hecho pensar…

Recuerdo cuando mi padre cumplió 50 años, mi hermana y yo quisimos meterle en su habitación 50 globos. Fue toda una aventura… Esperamos un buen rato hasta asegurarnos que estuvieran dormidos. Teníamos la complicidad de mi madre, que dejó la puerta de su dormitorio entornada para que pudiésemos entrar.  No contábamos con que mi padre se levantó después y la cerró, con lo que mi madre se levantó a hacer como “tres pipís ficticios” para poder dejarnos la puerta abierta.  Por fin empezamos,  a hinchar globos, y mi hermana de rodillas a meter los globos dentro de la habitación. La tensión era máxima, ya que cada vez que caía un globo en la alfombra de la habitación se oía.. “pum, pum, pum….” el globo que rebotaba. Sumado a este ruido que no podíamos evitar, teníamos el de la risa controlada de mi madre que de vernos en esa faena se estaba tronchando… se movía toda la cama…

5, 6, 7 globos… pum,pum, pum…. 14 , 15, 16 globos…. y después del globo numero 26 y con todo el esfuerzo que conllevaba, de repente… mi padre enciende la luz, pillando a mi hermana a cuatro patas en el suelo con un globo en la boca y toda la melena rubia hacia delante, los ojos como platos y una sensación enorme de … “me han pillado “!!!! Papá encendió la luz, vio a mi hermana, y apagó la luz otra vez sin decir nada. Mi madre dio rienda suelta a su risa mientras mi hermana y yo nos quedábamos con un fastidio…. . Se quedó con 26 globos, y nosotras sin aliento…

Me encantan los globos !!!

En mi próximo cumpleaños quiero globos en mi habitación !!! Esto hay que celebrarlo !!!  A la vejez… viruelas !!!

Anuncios

4 comentarios to “Cada año es un regalo.”

  1. Muchas Felicidades!!!
    Inés y Jorge

  2. Te queremos mucho, Patricia!!! Por favor, no dejes de escribir!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: